opp

Organización  Política  Proletaria OPP

30 dic. 2013

Agencias de EU han intervenido las computadoras de enemigos potenciales

Periódico La Jornada
Lunes 30 de diciembre de 2013, p. 25
Londres, 29 de diciembre.

La estadunidense Agencia de Seguridad Nacional (NSA, por sus siglas en inglés), en colaboración con la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), ha intervenido una cantidad indeterminada de computadoras de potenciales enemigos de Washington para instalarles programas espías.

La revelación fue hecha este domingo en la edición semanal de la revista alemana Der Spiegel, que no precisó dónde obtuvo los documentos de la NSA que contienen la información, aunque la revista previamente ha publicado artículos basados en documentos filtrados por el ex contratista estadunidense Edward Snowden, actualmente refugiado en Moscú. Uno de los principales contactos del técnico, la documentalista estadunidense Laura Poitras, está entre los seis autores del despacho periodístico.

La intercepción de computadoras ha estado a cargo de una división de la NSA conocida como Operaciones de Acceso a la Medida (TAO, por sus siglas en inglés), descrita como una unidad élite de ciberintrusos, especializada en robarse datos de los objetivos más difíciles, que tiene su sede en una vieja fábrica de implementos electrónicos de Sony, en San Antonio, Texas.

La misión de la TAO ha sido conseguir lo inconseguible y, según la explicación dada por un funcionario de inteligencia al que Der Spiegel no identificó por nombre y cargo, la entidad ha logrado conseguir algunos de los datos de inteligencia más significativos que haya visto nuestro país.

Para lograr sus propósitos, la TAO tiene un catálogo de aparatos de alta tecnología para casos especialmente difíciles, incluidos cables de computadora especialmente modificados que graban lo que es escrito en la pantalla, dispositivos USB con chips de radio para transmitir datos robados y microestaciones que interceptan señales de teléfonos celulares.

La NSA no depende de aparatos de espionaje al estilo James Bond, apuntó la revista. Algunos de los ataques descritos por Der Spiegel explotan vulnerabilidades en la arquitectura de Internet para enviar un software malicioso a computadoras específicas. Otros aprovechan debilidades del hardware o de los programas de cómputo que producen empresas como Cisco Systems Inc y Huawei Technologies Ltd.

Der Spiegel citó una lista de 2008 sobre vulnerabilidades que los espías de la NSA podían explotar de compañías como Western Digital Corp y Dell Inc. La revista insinuó que con sus acciones la agencia estaba comprometiendo la tecnología y productos de compañías estadunidenses.

Otros métodos más tradicionales han sido aplicados también por la NSA, según la publicación alemana. Si la NSA pudo detectar en cierto momento que un objetivo hizo un pedido de computadora u otro producto tecnológico, TAO contacta a la CIA o a la FBI, intercepta el embarque y lo lleva a un taller secreto donde se le instala un software espía antes de ser enviado a su destino.

Una de las revelaciones más sorprendentes es la presunta capacidad de la NSA de espiar los reportes de errores de Microsoft, familiares para muchos usuarios del sistema operativo Windows, como el cuadro de diálogo que aparece en la pantalla cuando un programa se congela o un documento desaparece. El sistema tiene por objetivo ayudar a los ingenieros de Microsoft a mejorar sus productos y reparar fallas, pero Der Spiegel señaló que la NSA espía los reportes para meterse en las computadoras.

La revista alemana también dio cuenta de que la NSA intervino la conexión de telecomunicaciones más importante entre Europa, el norte de África y Asia, la red del sistema de cable submarino Sea-Me-We-4. Esta información es producto de un documento altamente secreto del 13 de febrero de 2013.

El sistema de cable transcurre, de acuerdo con el informe, a través de Marsella, Francia, por el norte de África hasta Singapur, Malasia y Tailandia. Entre los participantes en este sistema de comunicaciones se encuentran la francesa Orange (anteriormente France Telecom) y Telecom Italia.

Fuente La Jornada

No hay comentarios:

Publicar un comentario