opp

Organización  Política  Proletaria OPP

24 jul. 2013

Tepalcatepec, el pueblo que venció al crimen organizado en Michoacán

Video recoge testimonio de José Manuel Mireles Valverde, del Consejo Ciudadano de Autodefensa, quien acusa a las autoridades de estar coludidas con los delincuentes.

La Jornada en línea 
Publicado: 24/07/2013 15:47

Desde junio circula en redes sociales y en el portal de You Tube, el video de una entrevista con el médico cirujano José Manuel Mireles Valverde, consejero general del Consejo Ciudadano de Autodefensa de Tepalcatepec y realizada por la Agencia SubVersiones, en el que se hace una relación de las circunstancias que llevaron a los habitantes de este municipio de Michoacán a asumir su propia defensa frente al crimen organizado.

Se trata de un elocuente testimonio que permite comprender lo que ocurre en aquella región. Mireles, quien también es presidente de la Sociedad de Padres de Familia de la Secundaria Tepalcatepec, habla sobre la historia local reciente, de la extendida corrupción de las autoridades y las fuerzas de seguridad, de las cuotas que cobraba el crimen organizado (“teníamos que pagar por poder vivir”), del surgimiento del Consejo Ciudadano de Autodefensa (“teníamos años viendo las estrategias que usaron los purépechas”), de su agradecimiento a los migrantes en Estados Unidos.

Mireles Valverde menciona que al principio los cárteles mantenían su lucha solo entre ellos, el problema surgió cuando llegaron Los Zetas, a quienes describe como personas crueles, ya que torturaban y descuartizaban a sus víctimas aunque se pagaba por su rescate.
Dice que más tarde, la misma gente de la entidad se organizó, pero fueron apoyados por el cartel de La Familia, quienes desplazaron a Los Zetas.
Sin embargo, La Familia se dividió y surgió el cártel de Los Caballeros Templarios, que finalmente se estableció en Tepalcatepec, donde organizaron asambleas y en otros municipios de la región de Tierra Caliente con personas “productivas de la comunidad, desde ganaderos, empresarios, industriales y taxistas, a quienes garantizaron seguridad”.
Desde entonces, los Caballeros Templarios se paseaban por la entidad “como fantasmas”, y hacían sus negocios con narcotraficantes de la región.
En la entrevista, José Manuel Mireles explica que “todo empeoró cuando aumentaron las ejecuciones y muchos criminales migraron al extranjero, por lo que al no haber narcotraficantes a quien explotar, comenzaron a cobrar cuotas, derecho de piso a la gente del pueblo, desde gente humilde y hasta empresarios”.
A esto suma que las autoridades fueron omisas ya que estaban coludidas con los criminales.
“Muchas personas que heroícamente levantaban una denuncia, al día siguiente amanecían muertas y la demanda aparecía en la puerta de su casa hecha pedazos”, menciona.

Pero en realidad, lo que hizo que los habitantes de Tepalcapetec se levantaran en armas fue que los sicarios empezaron a violar mujeres. El dirigente cuenta que tan sólo en diciembre de 2012, en la secundaria en la que preside la Sociedad de Padres de Familia, fueron mancilladas 14 niñas de entre 11 y 12 años de edad, seis de estas, eran del turno verpertino.
A raíz de ello, en febrero de este año, los habitantes formaron una policía comunitaria y lograron detener a muchas personas, con armas y vehículos a quienes entregaron a las autoridades, pero horas más tarde, todas estaban libres.
Mireles hace hincapié en que ninguna autoridad, desde policías estatales, municipales, federales y del mismo Ejército, cumplió con su función porque muchos estaban en la “nómina del cártel”.
Ralata, además, que cuando el Ejército comenzó a hacer operativos, estos eran con el fin de desarticular a los grupos comunitarios de defensa que se habían formado y no para atacar a los cárteles con argumentos como que estaba fuera de su jurisdicción y que su función era únicamente “cuidar el pueblo”.
Por otro lado, comenta que “al menos tres veces al día los criminales intentan retomar el control de las comunidades”, pero gracias a que están organizados logran repelerlos.
Al final del video hace un llamado al gobierno federal a que asuma su responsabilidad de brindar seguridad a toda la nación y exhorta a los medios de comunicación a que digan la verdad.
También agradece a los migrantes en Estados Unidos, quienes los han apoyado en su movimiento.



Fuente. La  Jornada

No hay comentarios:

Publicar un comentario